¿Conoces el origen de la palabra Freelance?

El término «freelance» tiene sus raíces en la historia y se originó en el siglo XIX. Se deriva de una expresión que se usaba en la literatura y el periodismo de esa época, aunque su significado actual como trabajador independiente o autónomo se desarrolló con el tiempo. Aquí hay una breve historia del término.

Origen

La palabra «freelance» se originó en la Gran Bretaña del siglo XIX. Era una combinación de dos palabras: «free» (libre) y «lance» (lanza). Se utilizaba para describir a los mercenarios escoceses que vendían sus servicios de lucha y combate a diferentes ejércitos y empleadores, según sus necesidades. Los «lanceres libres» eran guerreros independientes que no estaban atados a un solo señor o empleador.

En la literatura y el periodismo

 

A finales del siglo XIX, el término comenzó a aparecer en la literatura y el periodismo para describir a escritores y periodistas que trabajaban de forma independiente, sin estar contratados por una publicación en particular. Estos profesionales vendían sus artículos y contribuciones a varias editoriales y periódicos, lo que les permitía mantener una mayor libertad en la elección de proyectos.

Desarrollo en el mundo laboral moderno

 

Con el tiempo, el concepto de trabajo independiente se expandió más allá de la escritura y el periodismo para incluir una amplia gama de profesiones y sectores. Hoy en día, un freelancer es alguien que trabaja por cuenta propia, generalmente en un campo creativo, técnico o profesional, y ofrece sus servicios a varios clientes o empleadores en lugar de estar contratado a tiempo completo por una sola empresa.

 

El término «freelance» ha evolucionado desde sus raíces como mercenario en la antigua Escocia hasta convertirse en una descripción común para trabajadores independientes en diversas industrias. La flexibilidad y la independencia son dos de las razones por las que muchas personas eligen esta forma de empleo en la actualidad.

 

 

 

 

Leave a Comment